12/3/10

Lomo al aroma de orégano.

 Lomo al orégano
Lomo al aroma de orégano.
Ingredientes:
1 trozo de lomo de cerdo de 750 gr.
orégano
aceite de oliva
1 limón
½ vaso, corto, de vino blanco afrutado
Para la salsa:
1 cebolla grande
dos zanahorias regulares
½ calabacín
½ pastilla de caldo
sal
Preparamos el lomo, haciéndole cuatro cortes (sin profundizar demasiado, es decir, marcando y poco más) a lo ancho; sazonamos de sal y con una aceitera lo regamos ligeramente, untando con la mano el taco de lomo para que se impregne del aceite; partimos el limón, y al igual que con el aceite regamos con el zumo ayudándonos de las manos para impregnar la carne; por último, espolvoreamos de orégano (no molido, sino, en escamas) la pieza de lomo ayudando con las manos al maridaje entre los ungüentos y el orégano; hecho esto, dejamos macerar el lomo unos 30 minutos.
Transcurrido el tiempo anterior, en una fuente de horno provista de parrilla para que la carne no toque el caldo, pondremos el medio vaso de vino y un vaso de agua; precalentamos el horno a 180º; sobre la parrilla ponemos el lomo, lo cubrimos (no hermético) con papel de aluminio perforado y lo introducimos en el horno 25 minutos; transcurrido el tiempo, damos la vuelta al lomo y lo dejamos al horno otros 20 minutos. Pasados los tiempos, retiramos el papel de aluminio, ponemos el horno en grill y untado muy ligeramente de mantequilla el lomo, lo doramos por ambas caras (5 minutos por cara), y listo.
Para la salsa:
Picaremos la cebolla muy menuda, e igualmente (una vez peladas y lavadas) las zanahorias y el calabacín, y procedemos a pocharlo todo en una sartén con dos cucharadas de aceite de oliva y un pellizco de sal, una vez pochado, añadiremos tres/cuatro cucharadas del jugo de asado, la ½ pastilla de caldo y lo trituramos con la batidora, (si quedara muy espeso añadir algún caldo más), añadimos las ciruelas pasas y damos un hervor al conjunto, apartamos y listo.
Lo serviremos poniendo el lomo en una fuente, regado con la salsa -sirviendo la sobrante aparte- colocamos las ciruelas y: 
Otras sugerencias: solomillo

7/3/10

Pisto manchego

 Pisto manchego
pisto manchego
Pisto manchego
Ingredientes:
1 kg de pimientos verdes gordos y cascudos
1 kg de tomates rojos
½ vaso, de los de agua, de aceite de oliva
sal
azúcar
Manos a la obra:
Lavar los pimientos y los tomates y secarlos con papel absorbente.
Quitar a los pimientos la parte de arriba y vaciar las semillas, a continuación cortarlos en tiras finas y estas a su vez en trozos de 1 cm aproximadamente, reservar en una fuente.
Pelar los tomates, hacerlos trozos y triturarlos ligeramente, o picarlos muy menudos.
Ponemos una sartén, con fondo, al fuego con el aceite; añadimos el pimiento con un poco de sal y, dándole vueltas de vez en cuando, lo vamos friendo (20 minutos aproximadamente), a continuación añadimos el tomate, ajustamos de sal ponemos una cucharada de azúcar para reducir la acidez, y a fuego medio, freímos todo -dando vuelta de vez en cuando para evitar que se agarre al fondo- hasta que salga el aceite; en ese punto, apartamos y listo.
Observaciones al uso:
Sugerencia: Una tapadera con respiración, en el proceso de cocinado, evitará salpicaduras.
Para comerlo: así se hace en Infantes -Ciudad Real-, se pincha una sopa de pan en punta de navaja, “soplando antes de llevar el pisto a la boca”...
Puede acompañarse con huevo frito.
Se puede utilizar de guarnición para carne frita o plancha.

Nota: De cualquier forma es un disfrute paladearlo, pues los sabores agridulces del pimiento y del tomate resaltan en este plato a unos límites de deleite.